Especialización

Responsabilidad civil derivada del delito

Una de las áreas del derecho civil se concentra en la responsabilidad derivada de un delito. El Código Penal establece que la responsabilidad por la ejecución de un delito obliga a reparar los daños y perjuicios por él causados. La responsabilidad civil ex delicto se reflejará en tres pretensiones por orden de jerarquía, que son: la restitución de la situación o el bien dañado en primer lugar; la reparación del daño causado; y por último la indemnización que consiste en una suma de dinero que compensa de forma integral al perjudicado. La responsabilidad civil ex delicto se podrá atribuir a distintas personas y de manera conjunta, incluyendo a los aseguradoras que hubieren asumido responsabilidades pecuniarias derivadas de la consecuencia de cualquier hecho ilícito. Siempre que se produzca la conducta típica que se haya configurado como riesgo asegurado, los aseguradores se convierten en responsables civiles directos de los daños que se hayan derivado de aquella. La jurisprudencia reiterada del Tribunal Supremo nos amplía el plazo para interponer la acción civil hasta los 15 años, dándonos un buen margen de maniobra para exigir la responsabilidad por daños causados.

Los casos en los que podemos encontrarnos con un hecho de relevancia penal que dé lugar a una indemnización por daños y perjuicios son muy diversos y van desde la responsabilidad del titular de un vehículo que comete un delito en la utilización del mismo creando riesgo para un tercero, pasando por delitos cometidos con empleo de medios de comunicación, hasta los casos de injuria o calumnia.

Contacta con nosotros

Solicita información sin compromiso.

Visita nuestras oficinas

De Lunes a Jueves de 9:30h a 14:00h y de 16:30h a 20:00h. Viernes de 9:00h a 14:00h.

Tarradellas Advocats

Despacho cualificado de confianza. Queremos ser tus abogados. Contacte con nosotros sin compromiso.

Contactar